Silver Rider – Low ( The Great Destroyer, 2005)

En estado de gracia, se percibe cómo las canciones nacen y se juntan entre ellas, encajando en el repertorio, como organismos vivos. Pasa con este Great Destroyer. No importa qué palos toquen, la deriva que vayan tomando, el discurso queda hilvanado de principio a fin, sin que sobre ni falte nada. Quizás debiera ser más oscuro, más melancólico. El exceso de brillo pega en los ojos y ciega, las voces son manantial, la electricidad, una nube que pasa sobre nosotros hasta eclipsar el alma. Se siente la satisfacción al final del recuento de las canciones, la seguridad de no haber dejado piedra sobre piedra. Cuando acaba todo, solo queda polvo y pradera. Y la tormenta que se aleja, despejando el paisaje con otra ración de sol impertérrito.

At times I see you, you silver rider
Sometimes your voice is not enough
Your face in windows, outside forever
Nobody dreamed you’d save the world
Nobody dreamed you’d save the world

Your march is over, the great destroyer
She passes through you like a knife
Oh take me with you, you silver rider
Sometimes your voice is not enough
Sometimes your voice is not enough

Share Button

Deixa un comentari